sábado, 15 de mayo de 2010

Zona caliente: Calígula

Caligula (Malcolm McDowell) está deseoso por saber si su padre adoptivo el emperador Tiberio (Peter O´Toole) va a nombrarle sucesor. Tiberio reside en Capri, aquejado de sífilis y rodeado de un harén de orgías y sadismo, concebido para satisfacer sus deseos sexuales más ocultos. Caligula emprende con el jefe de la guardia pretoriana Macro (Guido Mannari) la maquinaria para suceder a Tiberio, en contra de su nieto Comodo (Bruno Brive) y heredero directo de sangre. Al hacerse con el anillo de Emperador sin esperar siquiera la agonía de su predecesor, Caligula empezará un reinado no ausente de horror, perversión, asesinato y totalitarismo, por lo que llegará a proclamarse un dios. Su lado humano lo muestra al amor incestuoso que siente por su hermana Varinia (Teresa Ann Savoy) aunque acaba casándose con Cesonia (Helen Mirren), una mujer de mala reputación. Mientras el vicio y la tortura consistentes en orgías y juegos de sangre, sucediéndose en palacio día tras día, las deudas empiezan a crecer en Roma.
























Bob Guccione, directivo de la revista Penthouse movió montañas para hacer realidad a la pantalla vida de uno de los emperadores de Roma con más mala fama y reputación que haya habido en la Historia de la Civilización Antigua. Contó con un guión del novelista Gore Vidal (Whasington D.C) y fichó a Tinto Brass, realizador italiano muy popular por recrearse en primeros planos de traseros femeninos y suntuosos decorados construidos en cartón piedra. Sus películas más destacables en el género erótico (no olvidemos que en 1967 realizó un drama titulado “Col Cuore in Giola” interpretado por Jean Louis Trintignant) son “Salon Kitty” (1976) y “La Llave Secreta” (1983) ambientada en la Italia de Mussolini.





















La empresa pseudo-porno de mr. Guccione tenía que acabar bien. Contó con el reparto principal de actores británicos ya reconocidos en el panorama cinematográfico; desde Peter O´Toole (como acascarrabiado y furioso Tiberio); Malcolm McDowell (después de “La Naranja Mecánica”, con su faceta de Caligula, se encasillaba aún más en papeles de payaso sádico y pervertido), el gran y shakeasperiano Sir John Gielgud (interpretando a Nerva, consejero de Tiberio, y tal vez el único personaje honesto y bondadoso del film que predice la ola de terror que se devastará Roma, antes de cortarse las venas). Son secundados por una desconocida Helen Mirren, John Steiner (que participó en “El Bosque del Lobo” de Pedro Olea) y Paolo Bonaccelli (otro que se las daba de sádico en “Salò o los 120 días de Sodoma” de Pier Paolo Pasolini).

















Haz click aquí para ver la película.

sábado, 10 de abril de 2010

Zona caliente: La Bestia

Retomamos la zona caliente con una película de Valerian Borowczyk: La Bestia (1975), película con un erotismo descarnado, y que no deja a nadie indiferente.


El polaco Walerian Borowczyk es uno de los grandes genios incomprendidos e ignorados de la historia del cine. La Bête es quizás su gran obra maestra, una fábula erótica que recrea de forma muy personal y bizarra elementos de cuentos como La Bella y la Bestia o Caperucita roja, resaltando los elementos eróticos de estos cuentos infantiles en una lectura que debe mucho al psicoanálisis y con una visión libertaria de la sexualidad que entronca con el surrealismo. El resultado es una película barroca, preciosista, de una belleza y una sensualidad como pocas veces se puede apreciar en el cine y con una carga crítica quizás no evidente pero sí presente a lo largo de toda la película. Estamos ante una obra alegórica con un estilo que bebe mucho de los grandes del siglo XVIII (Diderot o Sade, por ejemplo), que moraliza para acabar con toda moral sexual y nos enfrenta a nuestros propios deseos sexuales más salvajes, desesperados e inconfesados y a la posibilidad/imposibilidad de satisfacerlos, al miedo que nosotros mismos sentimos ante ellos.






























Para ver la película haz click aquí.

viernes, 23 de octubre de 2009

Las bragas vibradoras de Katherine Heigl



El pasado viernes 16 se ha estrenado en los cines de España una comedia de gran éxito en Estados Unidos, éxito que sin duda tendrá también aquí, y que ha venido acompañada de una gran promoción mediática: "La cruda realidad"

En la película, la protagonista (Katherine Heigl, de “Anatomía de Grey”) lleva una lencería íntima especial, dotada de un estimulador vibrante que se puede accionar por medio de un mando remoto, controlado directamente por ella o por un tercero, creándose las más divertidas escenas.

video

Las braguitas vibradoras originales Astrea están protegidas por patente y hemos adquirido una importante cantidad para su distribución.

Por ello queremos ofrecer en primicia la posibilidad de adquirir este producto al precio de 89,95 €.

Haz click aquí y reserva ahora las Braguitas Vibradoras originales de la película.


sábado, 26 de septiembre de 2009

Rodaron un filme porno en una iglesia

Este es el titular que se podía leer hace años en la prensa italiana, y que llegó a ser un escándalo en este país.

Al parecer, el párroco de la iglesia en el año 1998 había autorizado el rodaje del filme, titulado El confesionario, en el interior de la iglesia porque el director le había explicado que filmarían escenas de un casamiento para una historia "convencional". Y, de hecho, en el set de exteriores se podían ver curas, invitados y cónyuges vestidos para la ocasión. En el interior de la iglesia, en cambio, al que sólo tenía acceso la producción y el elenco, se rodaron escenas de sexo explícito con dos actores: uno que personificaba a un cura; el otro, a la esposa.




El caso quedó al descubierto gracias a un ciudadano de Gioia dei Marsi, quien mientras miraba una película, reconoció la fachada y el interior de la iglesia como el verdadero escenario del filme.


Concluidas las investigaciones, se presentó la denuncia por "vilipendio de lugar sagrado" contra el staff de la película (productores, director, actores), y la policía procedió a secuestrar la cinta.


En cuanto a los sacramentos celebrados en la diócesis, según el actual párroco de Gioia dei Marsi, Paolo Ferrini, debían considerarse ilícitos. El artículo 1211 del Derecho Canónico estipula claramente: "Todas las ceremonias celebradas después de actos escandalosos, graves y contrarios a la santidad del lugar implican la profanación del mismo".
























Los bautismos, comuniones y casamientos celebrados desde 1998 a esa fecha en una parroquia de Gioia dei Marsi, en la provincia de Abruzzo, Italia, podrían considerarse nulos. ¿El motivo? Aquel año, sin que lo supiera el párroco, dentro de la iglesia San Vincenzo se filmó una película porno que, según el Derecho Canónico, "vilipendió" el lugar sagrado e hizo que los sacramentos que se celebraron desde ese momento en adelante sean considerados "ilegítimos".

Para que vuelvan a tener validez religiosa tendría que intervenir el obispo mediante un decreto. Los actores y el director, por su parte, se enfrentan a una denuncia judicial, mientras que la película fue secuestrada por la policía.

La película en cuestión es El confesionario, producida por Mario Salieri, y dirigida por Jenny Forte, que cuenta en su reparto con Mónica Roccaforte, Alba Foster, Diana Huldiman y Francesco Malcolm entre otros.























Para ver esta película haz click aquí

jueves, 24 de septiembre de 2009

Zona caliente: Salón Kitty
























Película de alto contenido erótico del gran director, especialista en este género, Tinto Brass. En esta película podemos ver situaciones espeluznantes y cargadas de sexo, recreadas al más puro estilo de este director.



















A parte de la gran carga de erotismo que destila toda la película, hay momentos en que se muestra crítica o reflexiva, al igual que se esfuerza en demostrarnos la decadencia de todo ese mundo absurdo y de excesos que rodea a los nazis, y que se basa en mentiras que sólo ellos se creen, pero que no pueden ocultar a esas sucias compañeras de cama cuyo trabajo es no guardar esos secretos.

























Hay que destacar la belleza de la en aquel entonces jovencita Teresa Ann Savoy y el papel del oficial alemán que idea el programa, un personaje que es puro glamour.
























Para ver esta película haz click aquí,

domingo, 30 de agosto de 2009

Zona caliente: El imperio de los sentidos

El imperio de los sentidos es un drama erótico que causó sensación en Cannes, donde se tuvieron que dar 13 pases, algo sin precedentes. Un clásico del erotismo que triunfó precisamente por su seriedad en la presentación del sexo explícito.




























El Imperio de los sentidos, es cine erótico con mayúsculas. Se ven copulaciones, felaciones y fluidos sin tapujos. En Japón estuvo prohibida hasta el año 2001.
























Para ver esta película haz click aquí.

viernes, 28 de agosto de 2009

Zona caliente: Isabelle Illiers (Los frutos de la pasión)

Protagonizada por Klaus Kinski y la delicada presencia de Isabelle Illiers como “O”, estos “Frutos de la Pasión” están basados en la continuación que hizo Pauline Réage a “Historia de O”.

















"Los frutos de la pasión” es un melodrama erótico ambientado en el Hong Kong de los años 20. Kinski, un europeo decadente con negocios en la ciudad, envía a su mujer a un burdel para profundizar en su amor física y espiritualmente.



















El tema de la sumisión, del sufrimiento y la ofensa que aparecían en la cinta de 1975 son retomados aquí, en cuyo burdel de fantasía se muestran viñetas de tortura, fetichismo y perversiones diversas. “O” debe renunciar a cualquier deseo para amar completamente a Sir Stephen, quien se deleita martirizándola mostrándole como ama también a otra mujer, Nathalie, interpretada por Arielle Dombasle. El trío se rompe cuando un cuarto personaje, un joven que envía flores a la bella encarcelada, se introduce entre la pareja protagonista para hacer suya a “O”.



















Para ver esta película haz click aquí.